¿Se le puden poner límites al humor? Sobre esto y muchos más nos habla Darío Adanti, cofundador de la revista satírica Mongolia, en esta entrega de The Bar
«Un marinero borracho
en los muelles de Capetown.
El fotolito
dañado...»
Jacques-Yves Cousteau, el explorador de las profundidades del océano.
La naturaleza establece sus propias fronteras, pero a veces desconoce las que le marca el ser humano.
«Los edificios proyectaban sombras pintadas por Di Chirico y, el cielo vacío de nubes, tenía la nitidez esencial del invierno. El lugar estaba desierto y yo lo prefería así...»
La tecnología se nos ha hecho cotidiana y nuestra cotidianidad se ha globalizado.
La inmortalidad en la era digital. ¿Se logrará anular la frontera que separa la vida de la muerte?
Redes sociales, interacciones múltiples donde se borran las distancias y se precipita el tiempo, ¿dónde están los límites?